Exposición de mandalas inspirados en las Flores de Bach y el lenguaje geométrico de la naturaleza.

El mandala significa círculo en sanscrito o pensamiento contenido en  un círculo.

Geométricamente tiene forma circular y sus formas se distribuyen alrededor de un punto central hasta abarcar su totalidad.

En las antiguas civilizaciones y pueblos primitivos ya se encontraban presentes los mandalas.

El mandala te conecta con un orden, el orden natural que reina en el universo.

Sirve como herramienta para la relajación, la concentración y el conocimiento de uno mismo, favoreciendo el desarrollo de la intuición y la creatividad.